Posteado por: hocsigno | marzo 4, 2011

LOS SIGNOS DE LOS TIEMPOS Y LA MISA TRADICIONAL

Si ayer mismo dábamos cuenta del último libro de monseñor Nicola Bux (consultor de varias Congregaciones vaticanas y de la Oficina para las Celebraciones Litúrgicas del Sumo Pontífice), bajo el sugerente título de “Como ir a Misa y no perder la fe”, hoy nos hacemos eco de las declaraciones realizadas por su autor al periódico italiano “Avanti”, y traducidas parcialmente al castellano por el blog Secretum meum mihi. Destacamos estas palabras de monseñor Bux:

“Es claro que los pastores de la Iglesia, en primer lugar los obispos y después los párrocos, aunque a menudo dicen que tenemos que ser capaces de discernir los signos de los tiempos, expresión muy en uso tras el Vaticano II, muy a menudo no entienden que los signos de los tiempos no los establecen ellos… El hecho de que sean mayormente los jóvenes los que buscan y participan en la Misa tradicional es completamente inesperado y merece ser leído, comprendido y sobre todo acompañado por parte de los obispos. Creo que el Papa tiene conocimiento de ésto y por eso intenta dar una instrucción aplicativa del Motu proprio para ayudar a todos a comprender que, además de la nueva forma del rito romano está la forma antigua o extraordinaria”.

Anuncios

Responses

  1. “El signo de los tiempos”, es un pasaje evangélico usado por el Señor, para darnos a entender que, los fariseos, no habían sabido interpretar su llegada mesiánica. JPII, lo utilizó para darnos a entender el cambio dramático iniciado por el CVII, de la enseñanza tradicional católica. Y dice el Señor, ¿Y cuando regrese que acaso encontrare Fe?” no es que vaya a no encontrar Fe; sino la Fe que encontrará, será una completamente diferente a la Fe Católica. Será la Fe del Nuevo Orden Mundial. Una Fe sincretista que, profesara y dará testimonio de una religión panteísta. Una fe que será conocida por dar testimonio de una “confusión diabólica” terrible. Nuestra salvación está en la misa milenaria (TLM), como lo dijera el Cardenal Ottaviani, “nuestra misa tradicional es una barrera infranqueable para cualquier herejía”. Pero el Arzobispo Bugnini, se salió con la suya al imponernos una misa protestantizada que abre las puertas, ya no a las herejías, sino a toda clase de abominaciones. Ciertamente, la NOM es válida, pero no es sagrada. La regla universal de San Vicente: “Lex orandi lex credendi”, que la Iglesia Católica la hizo suya por 1970 años, el CVII la abolió por completo; ya no rezamos de la misma manera, en todos lados y todo el tiempo, ahora cada presidente (antiguamente conocido como sacerdote de la orden de Melquizedec) de la “Asamblea de la Gente de Dios”, ofrece la misa basado en su propia inspiración. Ese es el signo de los tiempos” innovación y fuera con todo lo tradicional.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: